Tabaco

La sustancia más importante del humo del tabaco es LA NICOTINA. Sustancia que produce una grave DEPENDENCIA, deseo compulsivo de volver a fumar, a pesar de saber los perjuicios sanitarios, sociales y económicos que acarrea su consumo. El humo del tabaco, aunque depende de la medida, también puede producir: irritabilidad, nauseas, taquicardia, tos, dolor de cabeza, etc. 

ABSTINENCIA

La falta de tabaco puede provocar en los fumadores diversas molestias.Ansiedad, irritabilidad, tos, dificultad para la concentración. Este síndrome de abstinencia suele durar varios días  o incluso semanas 

FUMADOR PASIVO.

  • El humo del tabaco puede afectar también a los que conviven con los fumadores o están presentes mientras ellos fuman.
  • Cada hora un fumador pasivo puede inhalar, sin desearlo, un cigarrillo. 
  • La más grave consecuencia que produce el tabaco para la salud es el Cáncer de Pulmón.
  • El fumar cigarrillos es el causante del 90% de los cánceres de pulmón.
  • El tabaco origina en España más de 50.000 muertes al año.
  • Comprar tabaco le cuesta a cada fumador aproximadamente 700 euros al año.

Pasa de fumar:

  • Provoca enfermedades.
  • Molesta a otras personas.
  • Tiene un alto coste económico.
  • Puede provocar incendios y otros accidentes domésticos y de tráfico.
  • No esta de moda.
  • Deja mal olor y mal aliento.
  • Dificulta la práctica del deporte.

   

RECOMENDACIONES.

Si a pesar de todo fumas:

  • Antes de fumar hay que ser educado y preguntar si molestas a los que están contigo.
  • Deja la última parte del cigarrillo en el cenicero, es la que tiene mayor concentración de sustancias tóxicas.
  • No fumar en circunstancias especiales: conduciendo, en la cama, en ambientes cerrados o en presencia de niños o enfermos.
  • Deja pasar una o dos horas entre cada cigarrillo, incluso mucho más.
  • Hacer algún ejercicio físico o deporte, y si te encuentras mal, con tos, asfixia al esfuerzo, etc… acude al médico.